Remedios Naturales para la Caída del Cabello

El cabello ya sea en un hombre o mujer, es una de características importantes si del físico se habla. Suele pasar que con los años, cosas en nuestro cuerpo  van cambiando, ó en su defecto van reduciendo. Una de estas cosas es la caída del cabello, en algunas ocasiones esto suele ser normal. Sin embargo, existen circunstancias donde la caída de cabello es consecuencias de maltratos, exposición al sol, químicos y malas experiencias que poco a poco dañan el cabello y hasta el cuero cabelludo.

remedios naturales para la caida del cabelloPor lo general tanto mujeres y hombres buscan lucir un cabello perfecto, brillante y largo, pero en algunos casos el contacto con químicos y aspectos externos hace que el cabello se vaya cayendo y pierda sus propiedades naturales. Es por ello que desde siempre se han creado remedios naturales para la caída del cabello que pueden revitalizar y dejar el cabello como nuevo.

4 Remedios Naturales para Evitar la Caída del Cabello

Infusión de Cerveza y Manzanilla.

La cerveza al contrario como todos piensan, tiene muchas propiedades y beneficios para la salud. Por otro lado la manzanilla es un ingrediente natural ideal para mejorar cada parte del cuerpo. Es por ello que se puede realizar una infusión con grandes propiedades para devolver la fuerza y brillo del cabello.

  • 2 sobres de manzanilla
  • 1 botella de cerveza de cualquier tipo
  • 1 1/2 de agua

Colocar el agua en una olla y dejar que hierva a fuego lento. Retirar del fuego, colocar las bolsitas dentro y dejar reposar por unos minutos. Cuanto la infusión esté tibia agregar la botella de cerveza y dejar por unos minutos. Lavar el cabello con la mezcla, mientras realizas suaves masajes en el cuero cabelludo. Luego de aplicar por toda la cabeza, debes lavar como de costumbre con champú y retirar con abundante agua. Al instante podrás ver tu cabello sedoso, brillante y fuerte.

Enjuague de Aceite de Almendras y Aloe Vera.

El aloe vera es un ingrediente primordial para la belleza, así como las almendras, ya que ambos poseen vitamina E que es un recurso vital para la caida del cabello  y la piel.

  • Aloe vera
  • 2 cucharadas de aceite de almendras
  • Acondicionador

Esta receta es muy sencilla solo debes mezclar en tu envase de acondicionador tradicional el aloe y el aceite, agitar suavemente hasta que la mezcla sea homogénea. Esto ayudará a darle a tu producto de siempre proteínas y nutrientes extra, lo que poco a poco reducirá la caida del cabello.

Enjuague de Aguacate y Aceite de Ricino.

El aguacate y su maravilloso aceite natural ayuda a proteger el cuero cabelludo y reestructurar manteniéndolo sano y fuerte, de la misma forma el aceite de ricino es ideal para la circulación de la sangre, abriendo los folículos, de manera que pueda percibir los nutrientes al 100%.

  • 1 aguacate entero y maduro
  • 2 cucharadas de aceite de ricino
  • 5 cucharadas taza de agua

Pelar el aguacate y triturarlo en un bowl, cuando esté totalmente disuelto y pastoso, agregar el aceite de ricino y el agua. Mezclar hasta que todo se compacte. Para colocarlo, el cabello debe estar seco y sucio. Tomar poco mezcla y distribuirla con las manos por todo el cabello, desde la raíz hasta las puntas, tal si fuera un tinte de cabello. Dejar actuar por unos minutos y sacar con abundante agua tibia.

Enjuague de Remolacha y Aceite de Coco.

La remolacha además de tener un alto grado de vitaminas B y C, es perfecta para la evitar la caída del cabello, al mismo tiempo que promueve su crecimiento.

  • 3 remolachas
  • 3 cucharadas de aceite de coco
  • Agua

En una olla con agua, debes color a fuego lento las remolachas. Dejar que se cocinen hasta que estén totalmente blandas. Cuando estén tibias, debes comenzar a triturarlas en un bowl, deben quedar tal si fuera un puré, luego agregar el aceite e ir mezclando hasta que esté compacta. Puedes aplicar la mezcla por todo el cabello, con la ayuda de un peine. Sería ideal aplicar la mezcla cuando aún esté tibia, para que el cuero cabelludo pueda absorber los nutrientes. Dejar reposar por unos minutos y retirar con abundante agua tibia.

Dejar un Comentario