Cuida la Espalda de tus Niños

Cuidar la espalda de nuestros niños debería ser algo a tener en cuenta para cuidar su salud desde temprana edad. En etapa escolar los padres entusiasmados y casi sin darse cuenta compran para sus niños mochilas en muchos casos de tamaño mayor al que sus hijos podrían llevar cómodamente, si te tomas un tiempo y observas a la entrada o salida de una escuela, podrás ver grandes mochilas de todos los colores y personajes en la espalda de los pequeños y no tan pequeños.

Si tienes niños pequeños que en etapa escolar suelen llevar mochilas muy pesadas a la escuela o colegio preocúpate, ya que esto podría generarle problemas y dolores de espalda, cuello y hombros.

Es recomendable comprarles a tus hijos mochilas de un tamaño que concuerde con el ancho de su espalda y que su peso no exceda el 10% del peso corporal del niño.
Todo esto contribuiría a futuro a adoptar posturas incorrectas, que son ocasionados por la sobrecarga muscular y a la larga crear vicios de postura que se mantienen con el pasar de los años.
Cuidar la espalda de los niños

Algunos niños utilizan la mochila solamente apoyada en un hombro y esto condiciona a que el niño se incline hacia un lado para compensar el peso extra. Esta modificación de la postura ocasionaría dolor en la parte alta y baja de la espalda y una distención e los hombros y cuello.

Una mochila recomendada para el uso de los niños es que tenga un armazón anatómico semi- blando, con un respaldo acolchado para reducir la presión sobre la espalda.

Tenemos en el mercado también mochilas que tienen un asa extendible y ruedas para poder llevarlas tirando de ellas, muchas veces están sobrecargadas de peso con materiales educativos y no educativos, esto tampoco es beneficioso para un niño, ya que al tener un asa entendible y si están sobrecargadas de peso, estas generarían molestias en las muñecas, por lo que es recomendable el uso de mochilas con tirantes.